Noticia

La curiosa obsesión de la comunidad científica con los Beatles

17/04/2018, a las 14:14

La influencia de los Beatles en la cultura popular y musical es innegable. El cuarteto de Liverpool es una de las bandas más importantes de la historia y eso está patente en muchos de los aspectos de la sociedad. Sin embargo, las canciones de John Lennon, George Harrison, Ringo Starr y Paul McCartney también han dado nombre a multitud de descubrimientos y misiones de carácter científico en las últimas décadas. Así lo recoge la investigadora italiana Viviana Ambrosi en su último libro La Ciencia de los Beatles. Recogemos los principales hitos:

1. Existen hasta 100 especies de animales y plantas nombradas en honor a los cuatro chicos de Liverpool. El favorito es John Lennon, que ha inspirado los nombres de, por ejemplo, la araña exótica Bumba lenonni, el de la avispa Notiospathius johnlennoni, o la extinta Trilobite svalanchurus lennoni.

2. El famoso esqueleto de un austrolopitecus femenino descubierto en Etiopía mientras sonaba la canción Lucy in the Sky of Diamonds se llama Lucy en honor a la composición de los Beatles. También comparte el mismo nombre el diamante más grande encontrado hasta la fecha: los vestigios de una estrella blanca recubierta de carbono cristalizado del tamaño de la Luna.

3. Si hay alguien en la comunidad científica puede llevarse el galardón a mejor beatlemaniaco es la NASA. Canciones como Here comes the sun A hard’s day night fueron la banda sonora de la Estación Espacial Internacional en 2005. La misión que la agencia espacial iniciará en 2021 destinada a explorar el cinturón de asteroides troyanos de Júpiter tiene previsto llamarse Lucy.

4. En 2008 la NASA transmitió al más allá la canción Across de Universe. Tardará más de 400 años en llegar pero se puede decir que el legado de los Beatles ha salido ya de los confines de la Tierra. Literalmente, la canción está cruzando el espacio.

5. Otra canción, Yesterday, compuesta por Paul McCartney en 1965 a partir de un sueño, fue utilizada para analizar la creatividad mientras dormidos. También Josef Rauschecker, profesor de la Universidad de Georgetown, se sirvió de las composiciones de la banda para demostrar que el mismo sistema cerebral que controla nuestros músculos ayuda además a recordar la música.

6. Desde 2013 hay un cráter en Mercurio que se llama Lennon por decisión de la Unión Astronómica Internacional, que ya en 1998 había utilizado el nombre de los cuatro integrantes de la banda para nombrar a cuatro asteroides. Su criterio es que los cráteres solo pueden llevar el nombre de personas creativas que hayan hecho aportaciones fundamentales en el campo de su especialidad.

Deja tu comentario